· 

Hemos ganado, pero no derrotamos a nadie

Hemos ganado, pero no derrotamos a nadie

Hace 34 años el pueblo argentino depositaba su voto de confianza en la figura de Raúl Alfonsín, y comenzaba de esta manera el período democrático más prolongado en la historia de nuestro país. Se abrían las puertas de una democracia plena pero que necesitaba del aporte de todos para poder sostenerla.

Y fue Alfonsín quién se encargó con creces de ejecutar lo que la sociedad pedía a gritos: poner en valor los derechos humanos, fortalecer las instituciones democráticas, y consolidar para la posteridad la vida en democracia apoyándose fuertemente en el diálogo con todas las partes que la componen.

Son estos puntos los que hoy tampoco podemos perder de vista, es importante que todas las voces puedan ser escuchadas y que el dialogo sea la principal herramienta para poder construir el país que queremos, siempre respetando las instituciones y entiendo los derechos de cada uno de los ciudadanos.

Nada bueno puede construirse si no escuchamos a quién tenemos lado, sobre todo cuando piensa distinto. Esta democracia se ha fortalecido desde los diferentes puntos de vista, y es ahí donde los partidos políticos cumplen un rol fundamental y lo seguirán haciendo, pero será responsabilidad de todos los componentes que así sea. El pensamiento único ha generado épocas muy oscuras a lo largo de la historia de la humanidad, una democracia se construye entre todos.

Es uno de los principales legados que nos dejó Raúl Alfonsín, y no queremos perderlo.


Olavarría Informa ® "El portal informativo de tu ciudad"

OLAVARRIAINFORMA.COM

Copyright 2017.

Todos los derechos reservados.

publicite-antes-que-lo-haga-su-competencia
Partido de Olavarría